23/8/16

Vladimir Smirnov: La Trágica Muerte que Cambió la Esgrima para Siempre


Vladimir Viktorovich Smirnov nació el 20 de mayo de 1954 en Rubizhne, hoy Ucrania, antaño Unión Soviética. De niño practicó varios deportes, hasta decantarse finalmente por la esgrima, en concreto por el florete. Fue discípulo de Viktor Bykov y en 1977 ganó su primer campeonato nacional. En 1979 se proclamó campeón del mundo.

En los Juegos Olímpicos de Moscú 80, Smirnov logró tres medallas: oro en florete individual, plata en florete por equipos y bronce en espada por equipos.

Dos años después, llegó la tragedia. Se disputaban en Roma los Mundiales de Esgrima. El 19 de julio de 1982, en cuartos de final de la competición por equipos, Vladimir Smirnov se enfrentó al alemán occidental Matthias Behr. En un momento del combate, la hoja del florete de Behr se rompió al impactar con el protector de pecho de Smirnov.

Matthias Behr

La hoja rota rompió la máscara de Smirnov a la altura de la boca y penetró por el ojo del tirador soviético, llegando hasta el cerebro. Entró inmediatamente en coma y fue trasladado a un centro hospitalario de la capital italiana.


A sus compañeros de selección les ocultaron el estado real de Smirnov. Lograron el oro. Pocas horas después del triunfo, nueve días después del incidente, Smirnov fallecía en el hospital Gemelli de Roma.


La muerte de Smirnov cambió para siempre las medidas de seguridad en el deporte de la esgrima. El problema es que en el incidente no hubo ningún fallo. Tanto la espada de Behr como la máscara de Smirnov cumplían todos los estándares. En septiembre de 1982, la Federación Internacional de Esgrima se reunió para mejorar la seguridad de los deportistas. El acero con el que se construían las espadas pasó de ser acero al carbono a acero de tipo ‘maraging’, más resistente. Se incorporó el kevlar como material en los trajes y la red de las máscaras se modificó para ser entre dos y tres veces más resistente.

Guillermo Marrero

Laarepaenlinea

blogs.20minutos.es
 photo pequenofinal_zpskmku01bj.gif
Publicar un comentario